DERECHOS POR UNA SOCIEDAD EN LIBERTAD

Amnistía Internacional ha publicado un informe devastador. En él denuncia el modo en que los Estados miembros de la UE han actuado contra el terrorismo para mantener la seguridad ciudadana. Los gobiernos de los Estados miembros han aprobado medidas de protección nacional que suponen un retroceso en los derechos civiles universales.

Reivindicar sus derechos

Desde la Revolución Francesa, el pueblo europeo ha luchado por reivindicar sus derechos frente al poder establecido. Y desde el final de la Segunda Guerra Mundial, el poder en occidente se ha caracterizado por conceder y reconocer libertades y derechos individuales y colectivos. Además, uno de los principios fundacionales de la hoy inestable Unión Europea es el de libertad. Pero también los valores de respeto de la dignidad humana y los derechos humanos, democracia, igualdad y Estado de Derecho.

Miembro de seguridad policial observando el lugar de oración a víctimas del terrorismo.

El artículo 2 del Tratado de la UE define a la sociedad comunitaria como pluralista, no discriminatoria, tolerante, justa, solidaria e igualitaria en género. Y, por extensión, los Estados que la conforman. Sin embargo, en la práctica actual, estos valores se han ido diluyendo al aprobarse medidas que los vulneran a diario. Justificándolo en la lucha contra la violencia terrorista. No es necesario enumerar la serie de decisiones adoptadas en los últimos años a raíz de los diversos atentados perpetrados en suelo europeo. Pero si sigues la actualidad informativa sabes que Francia, por ejemplo, se ha declarado en Estado de excepción.

La presunción de inocencia es una regla

Y ha prolongado esta circunstancia hasta ser normalizada sin que nadie se dé cuenta. También sabrás que los cuerpos de seguridad nacional han discriminado en distintos ámbitos por el credo religioso, el color de piel o el origen de los ciudadanos. En un Estado de Derecho, como sabes, la presunción de inocencia es una regla y no una excepción. Los servicios de inteligencia internacionales tienen medios suficientes para evitar y prevenir los actos de terrorismo. Su deber es vigilar nuestro entorno físico y digital. Ahora bien, los ciudadanos deben decir basta, y los equipos de gobierno sensibilizarse más. Y no crear desigualdades ilegítimas e ilegales, porque sólo así los ciudadanos saldrán reforzados de esta crisis de valores. Impidiendo que Europa caiga en la trampa de aquellas organizaciones criminales que únicamente quieren ver arder el mundo.

Representantes de Estados miembros en la firma del Tratado de la UE en Lisboa (2008).

Europa, por vieja y contradictoria que sea, debe permanecer unida y decidida. No se te olvide que es la cuna del conocimiento y las libertades. Que dé ejemplo al mundo. Por contrarias y ofensivas que parezcan, las libertades de quienes proceden de lugares donde no lo hacen deben respetarse. Europa cometió el error de abrir sus puertas al mundo sin establecer un plan previo de integración. Por lo que ahora se plantea una vez más, esta vez dicho por el director del CNI en España Félix Sanz Roldán, que si se consigue integrar en la comunidad a todo aquel que piense diferente, el Estado Islámico y sus temibles ataques cesarán.

Silencio, obra de Martin Scorsese

Hubo una época en la que los jesuitas hispanos recorrían el mundo para evangelizar otros pueblos, como es el caso de Japón. Allí consiguieron establecerse en el siglo XVI. Hasta que el shogunato prohibió el culto al cristianismo, masacrando a todos los civiles conversos y obligando a los misioneros a renunciar a su fe católica. Así comienza “Silencio”, obra de Martin Scorsese. Más allá de lo que pueda entretener al espectador, el osado director neoyorquino vio realizado uno de sus proyectos que profundizan en una cuestión tan importante. Sobre todo para las sociedades que viven en libertad de expresión. Como es el derecho a la libertad de creencias e ideología.

Tráiler del film ‘Silencio’, de Martin Scorsese (2016).

La religión ha sido históricamente motivo de disputa territorial, puesto que a través de ella el poder se ha valido para dominar al pueblo desde sus inicios. Lo que no puedes tolerar es el proselitismo que durante mucho tiempo fue origen de tantos exterminios en la Historia. El ataque yihadista que sufre actualmente occidente no es más que una nueva forma de acabar con la libertad de culto y de pensamiento de los ciudadanos. Así que este maestro del cine no solo es osado, sino que es responsable al enseñar en su cine que las libertades serán protegidas mientras los ciudadanos las defiendan a ultranza.

One Comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *